7 consejos para llevar tu guitarra en la cabina del avión

Una entrada para guitarristas viajeros

—Oh amada mía, ¡no sabes cuánto te extrañé! No quiero que mis viajes me alejen otra vez de ti —susurré emocionado a mi delicada compañera de piel canela, sinuosas líneas y largo cuello.

Pero no obtuve respuesta, sólo silencio...

Inquieto, posé suavemente mi mano sobre ella. Su cuerpo se sentía frío al tacto. 

—¿Estás bien? —traté de animarla mientras la colocaba lentamente sobre mis piernas con la intención de abrazarla con firmeza.

Fue el ardiente deseo después de una semana separados, el que obligó a mis dedos a bajar automáticamente a sus partes vibrantes y...

—¡Riiiiiiiiiinnnnnnnnnnnnnn! —sus "sensuales" cuerdas de nailon resonaron con un perfecto acorde de re mayor.

   Así es estimado lector, aquella curvilínea compañera es mi amada guitarra, y bueno, quizá esté exagerando, yo no me comporto de ese modo con un pedazo de madera... eso creo, pero quizá puedas entenderme si llevas más de 9 años ininterrumpidos tocando la guitarra. 

   Sabes, se llega a tener tanto cariño a este instrumento cordófono que pareciera que toma vida, como aquel peluche de felpa que teníamos en la infancia.

como llevar la guitarra dentro de la cabina de un avion

Eh Guitarra, ¡vámonos de viaje!

   Yo nunca tuve problemas para viajar con mi fiel guitarra dentro de la cabina de los buses, no importaba si el bus era de una empresa con servicio de primera clase, o una informal, de esas en las que se pueden llevar hasta animales de granja vivos, mi guitarra siempre iba en mi asiento y entre mis piernas.

   Sin embargo, cierto día se presentó la oportunidad de viajar por primera vez en avión, y una de las primeras cosas que pasaron por mi cabeza, además de imaginar mi trágica muerte estrellado contra la ladera de una montaña andina, fue: "¿podré llevar mi guitarra dentro de la cabina del avión?"


Una confusa información

   Las páginas web, redes sociales y hasta el servicio al cliente vía telefónica de las distintas aerolíneas nunca me dieron una respuesta clara,  y las medidas máximas permitidas para el equipaje de mano (las únicas cosas que se pueden llevar en cabina) son variables, por ejemplo, los odiosos de LATAM sólo permiten medidas de 55x35x25cm, y en Avianca unos 115x38x30cm.

   Una guitarra eléctrica, acústica, jumbo o clásica, en promedio miden unos 90cm de largo, lo que coloca a Avianca como "Guitar Friendly", y a LATAM, con los que viajé finalmente, en un misterio sin resolver, porque el hombre de atención al cliente me dijo: "Señor, si la lleva en un estuche flexible puede ingresarla en cabina sin ningún problema, pero sólo si cumple con las medidas del equipaje de mano"


Recuerdo haberle respondido:

—Sí, lo sé, pero toda guitarra sobrepasa las medidas permitidas, ¿qué puedo hacer? —le hice recordar.
—Entonces debe facturarla señor.
—¿Facturarla? 
—Así es señor.
—Pero sólo tengo la boleta de compra de la guitarra, y no la factura...
—No señor, me refiero a llevarla en bodega.

   Me puse de mil colores, bueno, nunca antes había volado, no tenía idea de los términos "avionísticos", y el problema persistía, porque yo no contaba con un estuche rígido, requisito indispensable para poder llevar una guitarra en la bodega. 

   Jamás había volado, pero sabía por vídeos publicados en YouTube, del trato cariñoso que reciben muchas de las cosas que van en la bodega, sólo ve el video de abajo.

¡Tanto amor!, sin un estuche rígido una guitarra quedaría hecha leña

   Al final, el hombre de atención al cliente vía telefónica le pasó "la bola" al personal de embarque: "pregúntale a ellos cuando hagas el Check In", ¡vaya atención! Sin embargo no me iba a arriesgar, imagina qué hubiese pasado si el día del vuelo no dejaban ingresar a mi guitarra, ¿qué hubiera hecho?, ¿abandonarla en el aeropuerto?, ¿perder el vuelo?

   Tristemente tuve que volar sin mi guitarra aquel día, pero mientras hacía cola para el embarque, pude ver a otro pasajero con una guitarra con funda flexible. Yo estaba convencido que no le iban a dejar pasar a cabina, pero misteriosamente, el hombre pasó, ¡qué rayos pasa aquí!

   Por tal motivo, y luego de un sesudo análisis físico, metafísico y extracorpóreo, hoy te traigo la mejor guía para que puedas volar con tu guitarra dentro de la cabina de un avión.
   
Cómo viajar con guitarra dentro de la cabina del avión

1.- Pregunta por teléfono y en todas las redes de la aerolínea, Facebook, Twitter, Instagram, VK, Hi5, Myspace... y resuelve completamente todas tus dudas, cada aerolínea es un mundo aparte. ¡Oigan!, ¿puedo llevar mi guitarra dentro de la cabina en su estuche flexible? ¿eh? ¿hola? ¿aló?

2.- Reza a una deidad antigua para que aminoren los estresados ánimos de los empleados de la aerolínea, la idea es que se relajen y no te atiendan malhumorados, sino te hacen la vida imposible, ¡no señor, ese ukelele es muy grande!, ¡a la bodega!

3.- Esta la oí de un colega. Como equipaje de mano, lleva sólo tu guitarra en su estuche flexible, y ¡hazte el loco!, en los controles no te dirán nada, pero al momento de ingresar al avión, fijo se darán cuenta, y guardarán tu guitarra en un compartimiento que los sobrecargos usan para colocar cosas, como por ejemplo, cochecitos de bebé. Pero es riesgoso, si no hay espacio o están de mal humor, ¡chau guitarra! ¡a la bodega!, ¡leña, leña, leña!

4.- Si eres "magnate petrolero", puedes comprar un asiento adicional para tu guitarra, no, no estoy bromeando, es una solución que algunas aerolíneas ofrecen.

5.- Pues nada, ¡caballero no más!, guitarra en bodega, pero compra un estuche rígido de un material super resistente, sé de historias en las que ni el estuche rígido salvó a la guitarra de una muerte horrible.

6.- Si no vas a realizar un viaje que requiera cruzar un océano, ahí están los buses, en avión pueden ser 2 horas de viaje, pero bienvenidas sean las 18 o más horas sentado junto a tu guitarra, ya luego uno se pinta la raya del culo con marcador negro.

7.- Sé una estrella de rock, o sé como Trump y consigue un avión privado.

Voilà! 😉😉😉

PD: Una última cuestión, recuerda siempre aflojar las cuerdas de la guitarra antes del viaje, la presión dentro de los aviones es cambiante, y esas pequeñas diferencias crean tensión en el puente y el mástil. Recuérdalo siempre. 🎸 

Por cierto, si tienes alguna experiencia dramática o feliz con tu guitarra y los aviones, déjalo en los comentarios.
 

Compartir:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscríbete aquí