Barranca: Exquisita comida, playas e historia ¿para qué más?

Comida para un mes
Información al final de esta entrada

   La calurosa provincia de Barranca, tan cercana y lejana a la vez. La siento cercana porque tuve la suerte de criarme en uno de sus tranquilos distritos: Paramonga. Pero esta provincia consta de 4 distritos más. Ellos son: Barranca, Pativilca, Supe y Supe Puerto. 
   A pesar de ser una provincia pequeña nunca me atreví a conocer más que la casa de mis padres, su jardín exterior y los alrededores de Paramonga y algunos puntos de Barranca en los casi 18 años que viví por allí. ¡Oh tan lejana y extraña por eso eres hoy Barranca mía!

   Seré el menos conocedor de entre lo menos conocedores de la provincia pero eso si, de lo poco que conozco, hay algo de lo que te puedo recomendar con mucho entusiasmo: La comida que se prepara por estos lares. Para ir en orden empezaré con el desayuno. 

   Y que más tradicional que un tamal un domingo por la mañana. Un rico tamalito de Supe acompañado de pan y café ¡qué más se puede pedir! ¡un delicia matinal! 
   Aún recuerdo sorprendido que en cierta ocasión, una amiga de Lima me dijo que no le gustaba el tamal, y su rechazo rondaba el asco. "Es que no has probado el tamal de Supe", le decía. Pero mis intentos de convencerla no han tenido éxito aún, parece que a ella no le gusta y punto.

   Fue raro encontrar a una persona que no le agradara esta suculenta creación humana. Yo estoy acostumbrado a comer ingentes cantidades de tamal de Supe cada vez que puedo, y he visto a cada visitante enviciado con él luego de probarlo. Sé que también hay buenos tamales en Lima, Huaura y Chincha, son exquisitos, pero ninguno de ellos me han dado tanto placer como los que comí y sigo comiendo cada vez que regreso a Barranca para visitar a mis padres.

Tamal de Supe, Barranca
En Marengo's, lo mejor para empezar el día

   Bueno, no todo en la vida es comer, así que dejaré este tema un ratito para contarte sobre las playas de Barranca, a las que volví hace poco llevándome una grata sorpresa.
   Mencionaré la que más me impresionó, la playa La Isla en Supe Puerto. Playa a la que no volvía desde los años noventa, y que posee una especial geografía que la ha mantenido aislada del avance urbano.

   Muchas cosas han cambiado en la provincia desde los años noventa. Hay más gente, más autos, más mototaxis, más espacios urbanos, centros comerciales, más agitación, más desorden, más basura, y lamentablemente las playas no son ajenas a esos cambios que muchas veces son para mal. Como la última vez que visité las playas Chorrillos, Puerto Chico y Miraflores en Barranca, hace sólo un par de años atrás. Uf no fue nada agradable aquella visita. Hoy felizmente la situación parece haber mejorado notablemente. 
   La apreciación de hace unos años la encuentras en esta entrada: Plástico + gente sin conciencia = Desastre

   Pero esta vez en Supe Puerto, las cosas estuvieron bastante buenas. La playa La Isla no tenía ni una basurita, y "los carreteros", como llaman a estos pequeños cangrejos, que prácticamente han desaparecido de las playas de la ciudad de Barranca, en La Isla caminan felices otra vez. Es genial ver lo viva que está esta playa. Espero se mantenga así, bonita y misteriosa, lejos del "desarrollo", lo más natural y salvaje posible.

Playa La Isla Supe Puerto
Playa La Isla en Supe Puerto


La playa La Isla en Supe Puerto. Hacía tiempo no la visitaba (desde los 90) y parece que aún se mantiene tranquila #Barranca #nortechico #Lima #Peru #ViajaPE
Posted by Guitarra Viajera on lunes, 21 de marzo de 2016
En el mar la vida es más sabrosa

   Supe Puerto, el distrito más pequeño de Barranca, es una tierra de pescadores. No lo digo solamente por los botes o las bolicheras o la fábrica de harina de pescado que se pueden ver a simple vista al llegar aquí, no. Supe Puerto tiene una historia con el mar mucho más antigua, no son cien, ni 500 años, ni siquiera mil, son 5 mil años de historia. 5 mil años de esta relación entre el mar y la curtida gente de Supe Puerto.

   Una muestra de ello son los vestigios muy bien conservados de una civilización pesquera que casi roza la prehistoria, y que según los especialistas está relacionada con Caral, la civilización más antigua de América.

   El Áspero, es el nombre de este complejo arqueológico que está ubicado cerca a la desembocadura del río Supe. En él se han encontrado restos de herramientas para la pesca y hasta huesos de ballenas decorados con bajorrelieves. 

   Lo más impresionante allí son las pirámides truncadas, hechas de piedra y unidas con una especie de argamasa. Lo más representativo son las plazas circulares justo al frente de las pirámides, que parecen fueron la "moda" arquitectónica en aquellos tiempos, pues este tipo de formato de construcción lo puedes ver también en Caral o mucho más al sur en Huacho, en Bandurria y Vichama.

El Áspero, Supe
Una de las tantas pirámides en El Áspero

Complejo Arqueológico El Áspero - Supe Puerto
El complejo arqueológico de El Áspero en #SupePuerto, tiene más de 5 mil años de antigüedad y está relacionado con la famosa Caral #Barranca #NorteChico #Lima #ViajaPE #Viajes
Posted by Guitarra Viajera on domingo, 27 de marzo de 2016
Una de las pirámides y restos de la plaza circular al pie

   No sólo en Supe Puerto puedes encontrar las huellas de los antiguos peruanos. No muy lejos de ahí, en el distrito de Paramonga, se encuentra La Fortaleza de Paramonga. No será tan antigua como El Áspero, pues esta "fortaleza" perteneció a la cultura Chimú, y tiene una antigüedad de 750 años aproximadamente, pero es igual de impresionante.

   Lo curioso aquí son las celebraciones que se realizan cada 28 de julio al pie de la fortaleza, el Vichama Raymi. Una celebración al dios Vichama, dios de la abundancia y la fertilidad. Una antigua deidad típica de la costa peruana.

   Cuando llegué a la Fortaleza junto a un grupo de periodistas hace apenas unos días, se realizó un pago a la tierra como una muestra de las tradiciones que aún se conservan en Paramonga. 

   Observar ese pago a la tierra fue para mí más que una representación, fue una verdadera ceremonia en la que se podía percibir la conexión entre nosotros y la pachamama (La Madre Tierra). Una experiencia bastante mística que no podrás sentir si no te dejas llevar por el momento. Se nota que el chamán aquel día, tomo todo muy en serio. 
  
Vichama Raymi, Paramonga
Pago a la tierra o Pachamama

Pago a la tierra en la Fortaleza de #Paramonga #Lima #ViajaPE #TacuTacuBarranca
Posted by Guitarra Viajera on domingo, 20 de marzo de 2016
   Ceremonia intensa

   ¡Ya! ¡ya! mucha historia ya, todo este recorrido me ha dado hambre ¿a ti no? Tomemos rumbo sur y regresemos a la ciudad de Barranca, capital de la provincia del mismo nombre. Una ciudad que vive del comercio y para mí la ciudad en donde nació el ahora famoso Tacu Tacu Relleno de Pescado. Plato contundente que con el paso del tiempo se ha ido reduciendo de tamaño, aunque para muchos, aún es bastante comida para una sola persona.

   Otra vez tengo que meterme en la máquina del tiempo y recordar los años noventa. Cuando por esos años allá por el malecón frente a las playas barranquinas, apareció un plato diferente al típico ceviche o chicharrón de calamar, El TACU TATO.

   Todos sabemos lo que es un tacu tacu, pero por si hay algún lector que no sepa, con gusto lo explico aquí. El Tacu Tacu es un conocido y ahorrativo invento en donde se mezcla el arroz y el frejol que sobró del día anterior. Esa mezcla luego se fríe en una sartén hasta que dore un poco. Al final su apariencia es como la de una gruesa tortilla. Muy rico.

   Pero hace casi 30 años atrás, al señor don Tato, señor que hoy en día debe bordear los 80 o 90 años, se le ocurrió unir el conocido tacu tacu con los pescados y mariscos que el generoso mar de Barranca regala a diario a su gente, creando así el Tacu Tato, que es sencillamente un tacu tacu hecho con ingredientes frescos y relleno con pescado arrebozado o mariscos, y quizá algún secreto por ahí escondido.

Tacu Tacu Relleno de Lenguado
Rico y retador tacu tacu de pescado

   Actualmente en el malecón de Barranca, han aparecido muchos otros restaurantes que preparan muy buenos tacu tacus rellenos de pescado o mariscos. Uno al que yo le he tomado cariño es al restaurante La Sombrilla. Este restaurante también ha crecido y al igual que el restaurante Tato, ha perdido esa atención de restaurante familiar en donde la amabilidad y la cercanía eran un plus que daban ese aire de "como en casa", pero bueno, es el precio a pagar por el éxito y el reconocimiento a nivel nacional.

Datos útiles

   Mencioné Supe y sus ricos tamales. Supe Puerto y sus playas e historia milenaria. Barranca y su tacu tacu de pescado. Paramonga con su Fortaleza y el Vichama Raymi, ¿y Pativilca? Bueno, en Pativilca puedes visitar el MUSEO BOLIVARIANO, una casona a pocos metros de la plaza principal en donde el Libertador Simón Bolivar vivió por un tiempo. También puedes probar sus alfajores, unos de los mejores que he probado. Si pasas por Pativilca ve directamente a la Dulcería Tota ¡los mejores alfajores del Norte Chico!

   Para llegar a Barranca desde Lima, la mejor opción es Movil Tours, no me auspician ni nada, pero es la única que me ofrece seguridad, pues no recogen gente en la ruta. Ya desde Barranca puedes trasladarte a los demás distritos en colectivos.

   Los tamales de Supe son distribuidos por casi toda la provincia los fines de semana, pero si realmente quieres probar unos buenos tamales, ve a la fuente y prueba los tamales de Marengo's. Su dirección: Jr. Sucre 140 A o los encuentras en el mercado de Supe.

   ¿Se te antoja un Tacu Tato? pues ve al malecón junto a las playas. Allí encontrarás al famoso restaurante TATO, pero además tendrás a disposición muchos otros restaurantes y cevicherías muy buenas

   La entrada a El Áspero en Supe Puerto es gratuita, sólo se paga por el guiado, el horario de atención es de 9 de la mañana a 5 de la tarde. 


Compartir:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscríbete :)

Soy parte de

Hispanic Travel Bloggers